La generación de energía eólica empezó con torres colocadas sobre la tierra, para pasar luego a ser colocadas en el mar en zonas poco profundas y apoyadas sobre el lecho marino, y ahora a ser colocadas sobre plataformas flotantes donde la profundidad puede ser bastante superior a los 100 metros.

Sobre la superficie del mar los vientos son mayores y más constantes que en tierra firme con lo que la energía generada puede ser mayor; pero también son peores las condiciones ambientales ( agua, sal, etc … ) a que están sometidas las turbinas y las torres.

Más lejos de la costa, la profundidad del mar es mayor y también son mayores y más constantes los vientos que circulan, por lo que ya hay turbinas eólicas funcionando sobre plataformas flotantes que se adaptan a la situación del viento y del mar.

Lejos de la costa se tiene también la ventaja de que los parques eólicos no se ven y tampoco se afecta apenas a la pesca costera. El inconveniente es el coste adicional de las plataformas para colocar las torres eólicas.

Se están realizando pruebas en diversos países con enormes turbinas eólicas colocadas sobre plataformas flotantes, aprovechando la tecnología que se desarrolló para las plataformas de extracción petrolera en alta mar.

Se puede ver un vídeo que dura más de 10 minutos, pero vale la pena en:

Las plataformas se sujetan al suelo marino y tienen unos tensores con sensores, que se ajustan en base a las condiciones del viento y del mar para mantener a la torre que contiene a la turbina lo más estable posible.

Solo con la energía del viento marino se podría obtener varias veces las necesidades de energía que ternemos. Y el mayor costo de la instalación de una torre flotante se compensa con la mayor energía obtenida durante la mayor parte de las 24 h. de cada día.

Así que cada día se colocarán más torres eólicas lejos de la costa. Nosotros no las veremos, pero nos aprovecharemos de la energía que generen.

Por Amador Palacios

Reflexiones de Amador Palacios sobre temas de Actualidad Social y Tecnológica; otras opiniones diferentes a la mía son bienvenidas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESES