Cada día hay más gente que se replantea esta posibilidad, pasar de una semana laboral de 40 horas a otra de 32 horas, y sin disminuir la retribución salarial. Desde hace años se están haciendo pruebas de acortar la semana laboral en diversos países y por parte de diferentes empresas.

Y lo que resulta curioso es que los resultados que ofrecen son en general positivos. Las empresas encuentran por lo general que sus trabajadores aumentan la productividad en porcentajes superiores al 20%, por lo que la empresa no “pierde” eficiencia económica a pesar de que la gente trabaje menos tiempo.

Microsoft lo probó en Japón y encontró una mejora de la productividad del 40%, y lo que no sé, es si Microsoft ha extendido ese horario laboral a otras partes del mundo. Pero creo que no.

Estos cambios sociales tardan mucho tiempo en realizarse, pues las personas somos bastante resistentes a los cambios, aunque sea para trabajar menos.

Los que defienden esta modalidad de trabajo aducen que las personas con este horario se encuentran más motivadas ( por tener más tiempo para poder dedicarse a su familia y amistades) y más descansadas. Lo cual es cierto, pero no sé en donde está el límite.

Recientemente me he enterado que también en UK van a realizar una prueba a nivel nacional de un posible horario laboral de 32 h. semanales, y que realizarán una prueba piloto durante 6 meses.

Van a monitorizar a más de 3.300 personas de 70 empresas diferentes, y el estudio lo van a realizar investigadores de las Universidades de Cambridge y Oxford, y comprobarán que el trabajo que realizan en la semana de 32h. sea el mismo que el que realizaban cuando trabajaban 40 h.

Veremos los resultados que obtienen, aunque anticipo que van a ser positivos, pues a la gente le agrada la idea de tener una semana laboral de 4 días., y estarán motivados para que los resultados sean positivos.

Si pensamos un poco y vemos los grandes adelantos que se están realizando en la productividad de las personas gracias a la automatización en sentido amplio ( Inteligencia Artificial + Robótica + Nuevas Tecnologías + etc  ….) es bastante lógico que nuestra sociedad tienda a acortar la semana laboral.

Pero creo no debemos de perder el norte, y ser conscientes de que hay muchas personas que trabajan 40 h. semanales e incluso más, y a pesar de ello solo consiguen sueldos que les permiten malvivir.

Tengo la sensación de que estamos creando una sociedad dividida en dos estratos de personas. Los de alto nivel con 32 h. semanales de trabajo y salarios dignos, y los de bajo nivel con 40 h. laborales y bajos salarios.

En mi opinión, el “problema” de nuestra Sociedad no es el trabajo semanal de 40h., sino que cada vez más gente trabaja esas 40 h. y a veces más, para conseguir unos salarios bajos que solo les permiten malvivir.

Estamos evolucionando hacia una sociedad donde cada vez hay más pobres, y los investigadores de Cambridge y Oxford parece que no se enteran.

Por Amador Palacios

Reflexiones de Amador Palacios sobre temas de Actualidad Social y Tecnológica; otras opiniones diferentes a la mía son bienvenidas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESES