Los ciclistas son algunos de los usuarios de la carretera más vulnerables, y a menudo corren el riesgo de ser atropellados por los automóviles. Un nuevo invento llamado carril láser activado por contacto está siendo diseñado para ayudar a mantener seguros a los ciclistas al crear una señal visual para los conductores.

He visto que se ha publicado la idea de un nuevo sistema para proteger a los ciclistas cuando circulan por las carreteras. Se trata de iluminar un rayo laser en el suelo a ambos lados del ciclista para que este pueda ser bien visto por los conductores.

La idea ha surgido de un joven estudiante de la Universidad de Brunel ( Londres ), que es usuario de bicicletas y conoce de primera mano los riesgos que corre cuando utiliza su bicicleta.

El carril láser es un pequeño dispositivo que se acopla al manillar de una bicicleta. Proyecta un rayo láser en la carretera frente al ciclista y a ambos lados, creando un carril en el suelo que los conductores pueden ver con facilidad. El carril láser se activa mediante un sensor táctil en el manillar, por lo que el ciclista puede encenderlo y apagarlo según sus necesidades.

El carril láser es una forma sencilla pero eficaz de mejorar la visibilidad de los ciclistas en la carretera. Puede ayudar a los conductores a ver a los ciclistas antes y también puede ayudar a los conductores a juzgar la distancia entre su automóvil y un ciclista. Esto puede ayudar a prevenir colisiones y mantener seguros a los ciclistas.

El carril láser aún se encuentra en la etapa de desarrollo, pero tiene el potencial de ser una valiosa herramienta de seguridad para los ciclistas. Es un dispositivo relativamente económico y fácil de instalar. Y además es un dispositivo no intrusivo, por lo que no interfiere en la capacidad del ciclista para montar en bicicleta.

Beneficios del sistema:

Visibilidad mejorada: el carril láser crea una señal visual para los conductores, lo que les facilita ver a los ciclistas.

Mayor seguridad: el carril láser puede ayudar a prevenir colisiones al dar a los conductores más tiempo para reaccionar ante los ciclistas.

Fácil de usar: el carril láser es fácil de instalar y usar, y no interfiere con la capacidad del ciclista para andar en bicicleta.

Económico: el carril láser es un dispositivo relativamente económico, lo que lo hace accesible a una amplia gama de ciclistas.

En general, el carril láser activado por contacto es una nueva tecnología prometedora que tiene el potencial de hacer que el ciclismo sea más seguro. Es una forma sencilla y eficaz de mejorar la visibilidad de los ciclistas en la carretera y podría ayudar a prevenir colisiones. Sin embargo, existen algunos inconvenientes en el carril láser, como su alcance limitado y su potencial de distracción.

A medida que la tecnología continúa evolucionando, podemos esperar que el carril láser se vuelva más eficaz y asequible. En el futuro, el carril láser podría convertirse en una característica de seguridad estándar para las bicicletas.

Esperemos que se vea pronto en el mercado.

Por Amador Palacios

Reflexiones de Amador Palacios sobre temas de Actualidad Social y Tecnológica; otras opiniones diferentes a la mía son bienvenidas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESES_ES