Todos hemos visto muchas películas antiguas que eran en blanco y negro, y en algunos casos se han “coloreado” algunas de ellas para darlas mayor sensación de modernidad, pero eso suponía un gran trabajo y dicha situación ya está a punto de cambiar.

Y se debe a que en la Universidad de Graz han desarrollado un algoritmo que colorea las películas en blanco y negro según una serie de pautas que le aporta la persona que monitoriza el “trabajo”.

En el pasado se han hecho pruebas de colorear una película de manera automática, pero los resultados no eran muy acertados porque en muchos momentos de la película los colores no parecían reales.

Con este nuevo algoritmo se combinan las tecnologías de “deep learning” con las de coloreado automático, y el resultado es un algoritmo casi totalmente automático, pero donde el usuario puede controlar el proceso.

Si en una escena el usuario decide cual es el color de una traje por ejemplo, el algoritmo pone ese color en el resto de los fotogramas en que aparezca ese tipo de traje.

Muchas películas antiguas mostraban una especie de granulación en la pantalla porque las técnicas fotográficas eran las que eran. Y este nuevo algoritmo también es capaz de aportar ese granulado si se desea, para que las películas antiguas coloreadas no pierdan ese sabor “antiguo” que tenían. Todo a gusto del consumidor.

Algo a destacar es que la Universidad ha puesto el código fuente del algoritmo a la libre disposición de quien lo desee.

Se puede ver un vídeo en: https://youtu.be/TuNVa-eli7g

Me agrada ver que la Tecnología se desarrolla por todos los ámbitos y cada cual a su manera. Solo depende de la creatividad de las personas, y todos los pasos que se dan nos animan a aprender cosas nuevas.

Por Amador Palacios

Reflexiones de Amador Palacios sobre temas de Actualidad Social y Tecnológica; otras opiniones diferentes a la mía son bienvenidas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESES